Prueba de esfuerzo con O2

En los últimos años, cada vez está más extendido el acceso a las pruebas de esfuerzo con consumo de oxígeno (O2) en el ámbito médico y deportivo. Este test sirve para medir la capacidad funcional máxima de un individuo (VO2 máx), de hecho es considerada la gold estandar o prueba de referencia para ello. Pero además, permite conocer una serie de parámetros sobre su metabolismo y ventilación, detectar múltiples patologías y su pronóstico, respuesta al tratamiento o evolución y, en definitiva, es la prueba que mejor determina la adaptación del organismo al ejercicio de una forma no invasiva.